Atrás

Voluntariado: puerta de entrada a otras realidades

El CED celebró el Día Internacional del Voluntariado en compañía de organizaciones sociales.

 

El Día Internacional del Voluntariado nació en el año de 1985, en la búsqueda de movilizar a múltiples personas alrededor del mundo en acciones solidarias, que principalmente brinden la mano a quienes carecen de diversas necesidades, y generen experiencias de vida a los individuos que desinteresadamente prestan sus servicios, capacidades físicas y conocimientos, en favor del planeta, y sus habitantes.   

 

Para Indira Velásquez, experta en acción social de la Universidad del Rosario, invitada al Primer Encuentro de Voces y Saberes liderado por el Centro de Educación para el Desarrollo -CED-, existen diversas formas y manifestaciones de hacer voluntariado, entre ellas, humano, ambiental, social, hospitalario y carcelario, bajo el fin de “siempre ponerse en los zapatos del otro y fomentar acciones de servicio, compartir, empatía y resignificación social”.

 

Desde la mirada del voluntariado universitario, y según la invitada, el objetivo está enmarcado en promover el desarrollo y la democratización del conocimiento científico, tecnológico y cultural; transmitir esquemas y valores de la sociedad creando espacios de socialización con miras al aprendizaje individual y colectivo; así como desarrollar actividades que identifiquen las características de la sociedad para establecer responsabilidades del estudiante frente a su labor profesional.  

 

“El voluntariado universitario es la puerta de entrada a otras realidades para los profesionales, haciéndolos, además, partícipes de un nuevo modelo de formación integral que cimenta seres humanos integrales, sujetos históricos capaces de construir la realidad, el hoy y el ahora, de proponer desde la interdisciplinaridad, y ser sensibles, solidarios, comprometidos, éticos y constructores de criterios.

 

El reto está en que, desde las instituciones de educación superior, se le apueste a generar escenarios de voluntariado desde un sentido de servicio y solidaridad, y que se entienda que no debe ser condicionado por ciertas culturas, es algo que debe ser natural y que genere equilibrio en las organizaciones, al igual que en las comunidades”. 

 

En el marco del evento también estuvieron presentes delegados de diversas organizaciones sociales aliadas al CED, como las fundaciones Búsqueda y Rescate, Egipto con Futuro, Banco Arquidiocesano de Alimentos, las Juntas de Acción Comunal La Florida, Barlovento, la Asociación de Recicladores León Verde, y la Secretaría Distrital de Integración Social, Centro Progresa EPE, entre otros, buscando reflexionar sobre el ejercicio de la práctica en responsabilidad social que realizan los estudiantes de la Sede, y que se vienen volcado en apuestas y estrategias comunes de voluntariado social.

 

“Quiero resaltar con una palabra el rol que los estudiantes han tenido en las organizaciones e instituciones educativas: comprometidos. Chicos con la intención de poder acompañar a nuestros niños y jóvenes, impactando sus vidas y ayudándoles a generar capacidades que, en el escenario siendo tan pequeños, reconozcan que tienen un valor en la sociedad”, finalizó Dora Galindo Bautista, delegada de la Secretaría Distrital de Integración Social.    

 

 

El CED celebró el Día Internacional del Voluntariado

 

 


Práctica en Responsabilidad Social

 

La Práctica en Responsabilidad Social es una asignatura transversal, cursada por todos los estudiantes de los programas profesionales y tecnológicos de UNIMINUTO.

Tiene como propósito promover en los estudiantes la Responsabilidad Social desde la construcción de alternativas de acción-transformación con diversas comunidades y organizaciones sociales, partiendo de lecturas multidimensionales y críticas de los contextos inmediatos y de la interpelación de los discursos y prácticas personales y colectivas sobre lo social. Ver más.

 

 

 

 

 

 

Experiencias exitosas

Actualidad Responsabilidad Social