Atrás

La primera infancia merece educación virtual

Zonas rurales y periféricas del país carecen de acceso a la educación en tiempos de cuarentena.

El panorama educativo en la mayoría de los lugares apartados del país suele ser lamentable al no contar, al interior y fuera de las escuelas, con las herramientas digitales y de conectividad para la formación de la niñez. Además, la ausencia de un acompañamiento adecuado a los docentes por parte del Gobierno colombiano y la carencia de programas de licenciatura es evidente en departamentos como Nariño, Casanare, Arauca, Guaviare y Putumayo.

Así lo reveló el doctor Fabio Jurado Valencia, asesor del Ministerio de Educación y docente del Instituto de Investigación en Educación de la Universidad Nacional de Colombia, durante el ciclo permanente de conversatorios "Pensemos las infancias en con-textos", organizado por el programa de Licenciatura en Educación Infantil.

De acuerdo con Valencia, de las relaciones desiguales reflejadas entre las clases altas, medias y bajas, se generó una gran desventaja en la educación, debido a la desactualización y escasez de recursos académicos, al igual que la necesidad de incorporar bibliotecas básicas y álbumes destinados para los niños en los medios discursivos, relacionados, por ejemplo, con la divulgación de la ciencia.

“En un convenio de inversión tan alta que se hizo con Corea en una época, para la distribución de tabletas electrónicas a los niños de transición y primaria, los dispositivos venían con unos contenidos muy desactualizados… Recuerdo que el uso que le daban era tomarse fotografías y jugar... Ahora pienso que, si se hubieran incorporado cartillas académicas digitales, serían en estos momentos de pandemia de gran ayuda para los estudiantes”.

Sin embargo, y según lo resaltó el experto, los docentes han ido trabajando en periodo de cuarentena con proyectos pedagógicos en distintas zonas del país, logrando desarrollar temáticas didácticas con los estudiantes y suscitando investigaciones en torno a la crisis educativa en zonas rurales y periféricas de los departamentos.    

“La pedagogía por proyectos ha logrado sostenerse, y es paradójico por las condiciones de incertidumbre en estos tiempos de aislamiento. Se ve un mayor interés de la familia, quienes están trabajando con las propuestas que las escuelas les han brindado. Además, escala muy bien en la primera infancia, porque los pequeños no tienen prejuicios, cuentan con una mente abierta, son imaginativos, creativos y solidarios entre sí”.

 

 

Desde otra perspectiva y durante el ciclo de conferencias, el docente chileno Nicolás Soto, especializa en el área de musicoterapia, reflexionó sobre la importancia de incorporar las dinámicas de recreación musical en tiempos de pandemia, teniendo en cuenta la improvisación, la danza y la composición de canciones, y logrando un mecanismo terapéutico que le permitirá una mejor proyección de la personalidad, sentimientos, emociones, necesidades, fortalezas y características a los niños y niñas, principalmente en quienes se encuentran en estado de discapacidad.

Por su parte y entrando en materia de modelos educativos, el especialista en Educación Infantil, Vladimir Rodríguez Moreno, destacó y explicó el modelo cubano, conversando con los asistentes sobre las estrategias implementadas en el país, entre ellas, la incorporación de un sistema de acompañamiento metodológico a través del desarrollo de programas de selección, y en el cual los educadores y auxiliares cumplen actividades estipuladas para atender las necesidades de los menores.

Asimismo, la isla implementó diversas herramientas tecnológicas en las aulas de clases, como televisores, por ejemplo, para ver en las tardes las frecuencias o canales específicos que se trabajan en el programa de estudio durante los cuatro periodos en el año que aplican para todas las instituciones.

“En el año de 1953 había aproximadamente siete millones de habitantes de los cuales el 23% o más, eran analfabetas, y solo el 55,6% de los niños y jóvenes entre los seis y 14 años podían asistir a la escuela primaria y media… La educación actual de Cuba es diferente al ser gratuita y obligatoria, y al contar en sus escuelas con todos los niños y niñas de la isla”.

El primer ciclo de conversatorios se llevó a cabo durante los meses de mayo y junio, contando con invitados nacionales e internacionales, entre ellos, Silvia Arrieta Castro (Costa Rica), Jessica Guzmán (México), Nicolás Soto (Chile) y Vladimir Rodríguez (Cuba); Juan Carlos Melo, Cindy Castro y Fabio Jurado Valencia (Colombia).

Los expertos en el campo de las infancias hablaron de las experiencias artísticas en la primera infancia, las competencias cognitivas y sociales en la formación de estudiantes, la educación en México en tiempos de pandemia, el modelo educativo cubano y sus prácticas educativas en la educación inicial, el desarrollo de la psicomotricidad en los pequeños, la musicoterapia en niños en condición de enfermedad y la pedagogía por proyectos en el periodo del confinamiento.

“En los encuentros se problematizaron los objetivos e intencionalidades de la educación inicial en diferentes países, teniendo en cuenta los lenguajes artísticos, las organizaciones de la escuela, el trabajo por proyectos, la psicomotricidad y la educación en tiempos de pandemia. Además, se contó con la participación de los estudiantes, graduados, profesores e invitados externos de los 17 centros de atención tutorial donde opera el programa a nivel nacional”, puntualizó Jennyfer Mancera, directora de Licenciatura en Educación Infantil de la Sede UNIMINUTO Virtual y a Distancia.

* Fotografía de Aman Shrivastava de StockSnap


Actualidad

Vídeos

Saludo de Bienvenida Decano Carlos Mendoza
"En UNIMINUTO encontré las bases para mi emprendimiento"

Noticias

— 20 Elementos por página.
Mostrando el intervalo 1 - 20 de 26 resultados.